Mercado de Chicago

Compras chinas de soja estadounidense por hasta 300.000 toneladas fueron ayer el principal factor alcista para los precios de la oleaginosa en la Bolsa de Chicago, que así completaron la quinta rueda positiva seguida, en un mercado que, además, se intenta reacomodar tras las fuertes bajas registradas desde mediados de octubre pasado, por las fallidas negociaciones entre EE.UU. y China.

Al cierre de los negocios, las pizarras reflejaron alzas de US$2,84 y de 2,94 sobre los contratos enero y marzo de la soja, cuyos ajustes resultaron de 329,68 y de 335,01 dólares por tonelada.

Las compras chinas, que entre hoy y mañana deberán ser confirmadas por el USDA, son parte del cupo de al menos un millón de toneladas libre de aranceles otorgado por el gobierno de China a las firmas que justifiquen la necesidad de comprar materia prima en Estados Unidos.

Este paso, adelantado el viernes pasado por el Ministerio de Finanzas chino, se encolumna detrás del dado durante principios de octubre, cuando el gobierno de Xi Jinping habilitó un cupo libre de aranceles por 10 millones de toneladas de soja, que fue rápidamente cubierto. Además de atender necesidades de la industria doméstica, estas "compras de buena voluntad" resultan una señal hacia la Casa Blanca, a seis días de la fecha fijada para la entrada en vigor de nuevos aranceles estadounidenses contra bienes importados de China por 156.000 millones de dólares.

Al gobierno de Donald Trump, jaqueado por el proceso de juicio político, le corresponde dar el próximo paso, sin nuevos aranceles, hacia un acuerdo que mantenga las vías de negociación abiertas, o con una posición inflexible, que proyecte el conflicto tal cual está hacia 2020.

En el nivel local la actividad fue reducida, con todos los actores del mercado a la espera de las medidas que disponga, tras su asunción a la presidencia, Alberto Fernández. En materia de precios sobre el Gran Rosario, la soja se mantuvo en US$245 y el trigo en US$165, mientras que el valor del maíz retrocedió de 145 a 140 dólares por tonelada.

Fuente: La Nación - Dante Rofi

IPesasiloSolidagroIPCV